Al menos 32 niños han fallecido con síntomas de malnutrición en Gaza, entre ellos 28 menores de cinco años, luego de ocho meses de guerra israelí en la Franja y del bloqueo a la entrada masiva de alimentos, o el vandalismo de los colonos judíos para que no se distribuya la ayuda humanitaria entre la atormentada población palestina.

«Más de 8,000 niños con menos de cinco años han sido diagnosticados con malnutrición aguda, 1,600 de ellos con carácter grave», alertó este miércoles el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

Sólo dos centros de atención a pacientes con malnutrición pueden operar actualmente en Gaza, indicó el máximo responsable de la agencia sanitaria de Naciones Unidas, quien reiteró las graves consecuencias que tiene para la población gazatí la falta de acceso de la OMS a la franja, unida a la escasez de agua potable y equipamientos médicos.

Tedros aseguró que pese a recientes informaciones en las que se habla de un aumento del envío de ayuda alimentaria a Gaza «no hay evidencias de que esté llegando en la cantidad y calidad necesaria a quienes más lo necesitan».

Situación límite en Cisjordania

El director general quiso también recordar en su rueda de prensa semanal la situación límite que se vive en Cisjordania, donde desde los atentados del 7 de octubre ha habido 480 ataques a infraestructuras sanitarias que han causado 16 de las 580 muertes violentas ocurridas en ese territorio en los últimos ocho meses.

«En la mayoría de Cisjordania las clínicas sólo operan dos días a la semana, y los hospitales trabajan al 70% de su capacidad», señaló el experto etíope, quien subrayó además que la expansión de asentamientos ilegales en estos meses de conflicto también ha afectado al acceso de la población palestina a la red sanitaria.

“Mueren más por desnutrición en EU”: Netanyahu

El desprecio de los israelíes por la vida de los niños palestinos lo resumió el primer ministro Benjamín Netanyahu en mayo, cuando negó que exista hambruna en Gaza y, en cualquier caso, añadió, “mueren más por desnutrición en Estados Unidos que en Gaza”.

Según Netanyahu, las acusaciones del fiscal de la Corte Penal Internacional (CPI), Karim Khan, presentadas en su contra por varios crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad cometidos en el territorio palestino, son «completamente falsas».

El fiscal Khan pidió a los jueces de la CPI que ordenen el arresto internacional del premier israelí y de su ministro de Defensa, Yoav Gallant, “por hacer morir de hambre a civiles palestinos como método de guerra”.